25 de junio, 2020 Actualidad Industriambiente comentarios Bookmark and Share
< Volver

Las sesenta centrales de recogida neumática de residuos urbanos en funcionamiento en España, distribuidas por la mayor parte de las Comunidades Autónomas,  han mantenido sus operaciones al 100%, y sin ninguna incidencia, durante el periodo de alarma y de confinamiento motivado por la crisis sanitaria del Covid-19, gracias al protocolo de seguridad diseñado por Envac Iberia, la empresa que asume su gestión y mantenimiento.

Este protocolo, coordinado por un comité de gestión y seguimiento de las operaciones de la compañía desde su sede en Madrid, fue puesto en marcha a comienzos del mes de marzo, y contempló, por un lado, la organización en turnos del personal de operaciones, con el fin de garantizar el distanciamiento preventivo, y por otro, el control de las redes de recogida de forma remota, mediante un acceso a internet por ordenador o teléfono móvil.

A todo ello se sumó un estricto plan con medidas de seguridad e higiene para los trabajadores, a los que se dotó de un equipo de protección individual compuesto por guantes y mascarillas.

Envac Iberia cuenta con una plantilla de operaciones de 100 personas que se encargan del proceso de control de la recogida y del mantenimiento exterior de las redes y las centrales. Durante el periodo de confinamiento, gracias al establecimiento de turnos de trabajo, en ningún momento coincidieron más de dos operarios en cada central de recogida. Además, el control de las redes se llevó a cabo de forma remota desde un solo centro operativo en aquellas ciudades que cuentan con varias instalaciones, y, en ocasiones, desde el propio domicilio del operario.

De esta manera, incluso en los momentos más críticos de la pandemia, las centrales de recogida han funcionado al 100% de su capacidad las 24 horas del día y los siete días de la semana, sin que se hayan visto afectadas ni la calidad ni la frecuencia del servicio, como ha ocurrido en algunas ciudades con sistemas tradicionales de recogida, y preservándose la protección de los empleados en el desempeño de sus tareas.

“El Covid-19 ha puesto a prueba la robustez de muchos aspectos operativos del sistema neumático de recogida y el resultado ha sido completamente satisfactorio. Gracias a alta automatización de los sistemas, hemos sido capaces de operar con el 50% del personal sobre el terreno, llevando todo el control operativo de las redes a remoto, para lo que solo es necesario un acceso a internet mediante un ordenador o un teléfono móvil”, explica Carlos Bernad, presidente de Envac Iberia.

Envac Iberia gestiona en España un parque integrado por 60 centrales de recogida neumática, con presencia en Madrid, Cataluña, País Vasco, Cantabria, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Andalucía Comunidad Valenciana o Murcia. En conjunto, procesan anualmente más de 57.000 toneladas de basuras y da servicio a una población superior al millón de personas.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus